bienvenidas y bienvenidos a

Biodiversidad en América Latina y El Caribe

Link de este artículo: http://www.biodiversidadla.org/Noticias/Argentina_La_culpa_no_es_de_la_lechuga
Autor Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT) Idioma Español Pais Argentina Publicado 16 mayo 2018 11:55

Argentina: La culpa no es de la lechuga

| Más

El aumento de precio de la verdura en general es plena responsabilidad del sistema de comercialización y la falta de políticas públicas, no del productor. El caso de la lechuga es el más emblemático. El precio que cobra cada familia productora aumentó solo en un 20%, mientras que las cadenas de supermercados y verdulerías, aumentaron más del 300%.

En primer lugar, esto se debe a las distorsiones y la especulación propias de un mercado concentrado. La lechuga, al ser el producto que más se consume y más se demanda, es donde más se siente la diferencia del precio.

En segundo lugar, pero no menos importante, la emergencia agropecuaria en la que nos encontramos se debe a la falta de políticas para el sector. Si los 500 millones de pesos que el Gobierno Nacional le da anualmente a los grandes terratenientes (principalmente sojeros) fueran puesto en un mecanismo de créditos con un Procrear Rural, como el que proponemos con la ley de acceso a tierras, 1.225 familias agricultoras podrían acceder a tierra propia y medio millón de personas podrían consumir comida sana. “La lechuga ni nosotros tenemos la culpa. Con todo el presupuesto agropecuario en campos que no alimentan, la crisis del campo y la ciudad incrementa” sostuvo la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT).

Debido a la gran las precipitaciones de estas semanas y la intensa cantidad de agua del día de ayer, parte de las quintas se encuentran bajo agua. Los pequeños productores del cinturón hortícola que abastecen la Capital Federal perdieron cerca del 40% de la producción y el exceso de agua traerá más enfermedades sobre los cultivos.

Las pérdidas se centran en verdura de hoja; acelga, apio, rúcula, lechuga, entre otras. Esto va a continuar hasta que cambien las condiciones climáticas, baje el agua acumulada y se puedan reiniciar las labores en las quintas. Será necesaria la implantación nuevamente de los cultivos de cada una de las quintas, de cada invernáculo. Esto ocasiona grandes pérdidas económicas para miles de familias del cinturón hortícola.

Contactos:

Nahuel Levaggi 11 3633-7324
Agustin Suarez 1160471013

Fuente: Unión de los Trabajadores de la Tierra (UTT)


¡Comente este artículo!

| 1999-2018 Biodiversidad