bienvenidas y bienvenidos a

Biodiversidad en América Latina y El Caribe

Link de este artículo: http://www.biodiversidadla.org/Principal/Secciones/Campanas_y_Acciones/Plantaciones_de_palma_en_Indonesia_el_trabajo_forzado_es_intolerable
Autor Salva la Selva Idioma Español Pais Asia Publicado 12 agosto 2013 10:41

Plantaciones de palma en Indonesia: el trabajo forzado es intolerable

| Más

Para cultivar palma aceitera se derriban árboles centenarios y se desplazan poblaciones violentamente. En las plantaciones los derechos humanos no cuentan -los trabajadores son considerados como esclavos. Así se enriquecen multinacionales como la norteamericana Cargill y sus clientes.

Son forzados a realizar los trabajos más peligrosos y duros, encerrados, golpeados y engañados a la hora de cobrar el jornal: hombres, mujeres y niños trabajan en las plantaciones como esclavos -siete días a la semana.

Trabajar en lugar de jugar y aprender. Pocas oportunidades para ir a la escuela.
Foto: Jason Motlagh/Pulitzer Center on Crisis Reporting

Durante nueve meses, el periodista Benjamin Skinner y su equipo investigaron las condiciones laborales en las plantaciones de palma en Indonesia. Los estremecedores resultados fueron publicados en Bloomberg-Bussinessweek (en inglés): los trabajadores en los monocultivos de la empresa malasia KLK fueron atraídos con promesas falsas, les robaron sus documentos y les obligaron a realizar trabajos forzosos.

Ya en 2010, la organización ambiental Rainforest Action Network RAN, denunció al grupo KLK y a sus clientes por graves violaciones de derechos humanos. KLK es, con 200.000 hectáreas de plantaciones, el quinto productor de aceite de palma del mundo. Empresas occidentales como Cargill, que les habría comprado 27.000 toneladas de aceite de palma, son sus clientes.

La multinacional norteamericana abastece a su vez de aceite de palma a grandes fabricantes de alimentos como Nestlé, Kellog's y Unilever, así como también a la industria del biodiesel. Así los productos del trabajo esclavo aterrizan en la mesa y el tanque del automóvil de muchas familias: margarina, cereales de desayuno, cremas de cacao, helados, cosméticos y en el biocombustible.

Más información: aquí

Salva la Selva se une a RAN para exigir a Cargill y sus clientes que se abstengan de comerciar con este dañino aceite de palma obtenido a base de trabajo esclavo.

Para unirte a la exigencia, completa con tus datos el formulario que se encuentre al pie:

Estimado Sr Gregory Page, estimados clientes de Cargill:

No quiero en absoluto que alimentos y combustibles sean producidos a base de trabajo esclavo y hasta trabajo infantil.

El 18 de julio, el semanario de negocios Bloomberg Newsweek publicó un artículo en el que explica cómo el proveedor de Cargill, Kuala Lumpur Kepong KLK, viola los derechos de los trabajadores entre los que se encuentran niños. Trabajadores de KLK describen cómo les han engañado, abusado y retenido. A algunas personas les fueron robados sus documentos de identidad y certificados escolares, para evitar que se fueran. Otros que intentaron escapar fueron golpeados públicamente.

No obstante, Cargill defiende las prácticas de KLK.

Se trata de un auténtico escándalo. Cargill debe tomar todas las precauciones para evitar el trabajo esclavo y de niños, las violaciones de derechos humanos y la destrucción de selvas en su cadena de abastecimiento.

Por favor, tome estas denuncias en serio y evite que se produzcan estas situaciones de violación de los derechos humanos y destrucción del medio ambiente.

Gracias por su atención. Atentamente,


¡Comente este artículo!

| 1999-2017 Biodiversidad