bienvenidas y bienvenidos a

Biodiversidad en América Latina y El Caribe

Link de este artículo: http://www.biodiversidadla.org/Principal/Secciones/Noticias/Argentina_El_intendente_de_San_Benito_me_dijo_que_el_rio_es_solo_para_los_del_country
Autor MDP Punta Querandí Idioma Español Pais Argentina Publicado 3 enero 2017 09:52

Argentina: “El intendente de San Benito me dijo que el río es sólo para los del country”

| Más

La Posta del Paraná (FM Radio Activa de Maschwitz) entrevistó a Eduardo Duarte, vecino de la zona de Punta Querandí, autor de la filmación que muestra la privatización del Canal Villanueva por parte de los barrios privados del Complejo Villa Nueva en el límite de Tigre y Escobar.

El joven relató los cambios sufridos con la llegada de los countries: denunció la pérdida del puente del Arroyo Garín, el aumento de las inundaciones y de los cortes de luz, y el desalojo de familias enteras en el paraje.

Si alguien te dice que los barrios privados traen progreso a los vecinos, Punta Querandí es la mejor manera de rebatir esa mentira. Más inundaciones, menos accesos públicos, más discriminación. Menos memoria. Y menos río, mucho menos río.

Eduardo Duarte presenció los trabajos de una embarcación para cerrar el paso por el Canal Villanueva, a la altura de Punta Querandí, que es donde casi todos los niños del paraje aprendieron a nadar, lo filmó y lo acercó al Movimiento en Defensa de la Pacha difundirlo en los medios. En La Posta del Paraná dio su testimonio: “Yo vivo a menos de una cuadra del lugar sagrado y como siempre me levanto y salgo afuera, miro para el fondo y había una máquina gigante trabajando, entonces me dio curiosidad y fui a ver. Cuando voy me encuentro con el trabajo ya casi terminado, me encuentro con tres tipos en un bote gigante, los postes ya estaban, ellos estaban poniendo la barrera, cruzando de un extremo del río al otro extremo”.

“Yo intenté hablar pero para ellos soy un negro. Les grito, ‘eh, escúchenme’, nada. En una paran un poco de hacer ruido con sus máquinas y ahí es cuando hablo con este tipo que no me acuerdo su nombre (Felix Dufourq, intendente del country San Benito)”.

-Cómo puede ser esto, ¿ahora qué va a pasar?

- Félix Dufourq: Nada va a pasar.

- ¿Qué va a pasar con la gente que quiera pescar? (“porque ellos agarraron más de medio rio, ahora tenés un cuarto de río para pescar”, explica Edu).

- Félix Dufourq: No, ahora que los pescadores vayan a pescar a otro lado.

- ¿Y qué onda si yo quiero andar en bote?

- Félix Dufourq: No, esto es sólo para los del country este río.

Eduardo manifestó con indignación: “Que yo sepa el río nunca tuvo dueño, hace 11 años que vivo acá, yo vivo antes que ellos, y si antes no tenía dueño, ahora que vengan tres chabones a decirme ‘esto ahora es mío’, para mi mucho menos tiene dueño”.

“Ellos siguieron su trabajo, yo intentaba dialogar pero ellos me ignoraban completamente. Cuando vieron que yo saque el celular para sacar fotos y filmar, el intendente del country como que se escondía atrás de las máquinas, no quería dar la cara”, relató el joven vecino.

“A las 11.58 terminaron su trabajo y se fueron. Ahora tenemos toda una barrera de un extremo a otro extremo sin poder pasar al río”, denunció.

“Nosotros nadando sí podemos pasar, pero si vos cruzas esos postes, la mitad del río, ellos ya te llaman a Prefectura diciendo que vos no podes estar ahí. Cosa que para mí no va”. Además los postes colocados como barrera son peligrosos. “Hoy uno de mis hermanos, el más chico, sabe nadar, se metió al río y se acercó a uno de esos postes y se lastimó, se abrió el pecho, se hizo una herida profunda grande, lo llevamos al médico, le tuvieron que pegar con gotita todo. Las cosas no están bien hechas y eso no debería estar ahí, ya hubo un accidente, ¿vamos a esperar que pase otro?”.

En los comentarios en Facebook hay muchos comentarios de personas que ante esta situación tan injusta, proponen realizar acciones directas violentas contra la barrera. Al respecto, Eduardo aclaró: “Nos encantaría romper, destruir, prender fuego, quemar, pero tampoco podemos hacer eso, porque no somos agresores como hacen ellos, nosotros no vamos a romper, a destruir, no nos gusta quedar mal parados. Mirá que negro soy, no vengo a romperte nada”.

CAMBIOS EN EL PARAJE:

El vecino también describió los cambios sufridos en el paraje Punta Canal a partir de la construcción de barrios privados en los campos de enfrente de su casa. Enumeró distintos puntos muy específicos del deterioro vivido en la zona, entre ellos los que tienen que ver con los accesos públicos.

“Antes teníamos un puente que armamos la gente que vivía acá entre todos, ¿qué pasó? Vinieron unos militares y dijeron: vamos a dejar este (nuevo) puente, pusieron un puente gigante y al nuestro lo tiraron. Nosotros pensamos que iba a estar para siempre, resulta que no, ese puente solamente era para que pasen camiones pesados con tierra para rellenar todo el campo que ahora es el country (San Benito). ¿Cuál es el tema? Se llevaron ese puente, pusieron uno que no va, la onda es que ahora ese puente que habían puesto así nomás se cayó, y ahora nosotros estamos cruzando por un bote que tampoco está en buenas condiciones”, describió Eduardo.

Otro aspecto negativo es el pésimo estado de la calle Brasil. “Antes había asfalto, si vos venís parece que no hubo nunca, pero sí hubo. Ahora la calle está horrible, llena de barro cuando llueve, llena de polvo de tierra cuando hace demasiado calor”, expresó.

La lista no termina ahí: “Las inundaciones cada vez las sentimos más y también los cortes de luz, porque nos cambiaron la fase, nosotros teníamos una fase distinta a la del country, ahora hace poco nos pusieron la misma fase que ellos y cada tanto se corta la luz. Justo ayer (21 de diciembre) fue mi cumpleaños y se corta. Yo tenía un asco, pero con quién me la voy a agarrar, no me la puedo agarrar con nadie”.

A esto hay que sumarle el desplazamiento y desalojos de muchas familias que vivían entre el arroyo Garín y el Canal Villanueva. “Ahora olvídate, ya no somos tan numerosos como antes, obvio que si queremos hacer algo sí, somos numerosos, pero viviendo acá ya no queda casi nadie. A mis amigos que vivían acá, yo no sé si les ofrecieron plata, si no les ofrecieron, no sé nada porque se fueron, así como te digo, se fueron, nada más”.

Por último, el joven convocó a acercarse hasta Punta Querandí para conocer y participar de alguna manera de la resistencia que se está dando hace años para preservar este espacio público, educativo, recreativo y sagrado. “Ya saben que está abierto y disponible para los que quieran disfrutar de este hermoso lugar, para los que quieran despejarse de la ciudad un poco, este es un buen lugar para venir a relajarse”, invitó Edu.

Fuente y fotos: ANRed


¡Comente este artículo!

| 1999-2017 Biodiversidad