bienvenidas y bienvenidos a

Biodiversidad en América Latina y El Caribe

Link de este artículo: http://www.biodiversidadla.org/Noticias/El_cultivo_de_aceite_de_palma_calienta_hasta_10_grados_el_clima_de_Indonesia
Autor Siglo XXI Idioma Español Pais Asia Publicado 27 octubre 2017 10:19

El cultivo de aceite de palma calienta hasta 10 grados el clima de Indonesia

| Más

La deforestación de grandes extensiones de bosque en Sumatra (Indonesia) para crear cultivos como el aceite de palma y plantaciones de caucho aumentan las temperaturas hasta 10 grados, lo que podría afectar a plantas y animales y hacer que partes de ese país del sudeste asiático sean más vulnerables a los incendios forestales.

La deforestación de grandes extensiones de bosque en Sumatra (Indonesia) para crear cultivos como el aceite de palma y plantaciones de caucho aumentan las temperaturas hasta 10 grados, lo que podría afectar a plantas y animales y hacer que partes de ese país del sudeste asiático sean más vulnerables a los incendios forestales.

Así lo asegura un equipo de investigadores de Alemania, Costa Rica, Francia e Indonesia en un estudio publicado en la revisa ‘Biogeosciences’, de la Unión Europea de Geociencias.

El aceite de palma es el aceite vegetal más utilizado en el mundo y figura en la lista de muchos productos de consumo, desde chocolate hasta jabón. Indonesia, el mayor productor del mundo, ha visto despejadas grandes extensiones de bosque lluvioso y reemplazado por plantaciones de aceite de palma a tasas que superan las de Brasil.

En la isla de Sumatra, que ha tenido la mayor pérdida de selva nativa en toda Indonesia, esos cambios en el uso de la tierra han significado una pérdida sustancial de diversidad de animales y plantas. Sin embargo, el impacto de estos cambios en las temperaturas de la región no se había estudiado hasta ahora.

Un equipo internacional de investigadores, dirigido por Clifton Sabajo y Alexander Knohl, de la Universidad de Göttingen (Alemania), muestra que la expansión de la palma aceitera y otros cultivos comerciales en Sumatra ha hecho que la región sea más cálida.

"El cambio del uso de la tierra de los bosques a cultivos comerciales como la palma aceitera y las plantaciones de caucho no sólo afecta la biodiversidad y el carbono almacenado, sino que también tiene un efecto de calentamiento de superficie que contribuye al cambio climático", dice Knohl, profesor de bioclimatología.

DIFERENCIAS DE TEMPERATURA:

El equipo estudió las diferencias en la temperatura de la superficie para varios tipos de cubierta terrestre (como bosques, terrenos despejados y cultivos comerciales) en la provincia de Jambi en Sumatra. Utilizaron datos de satélite recopilados entre 2000 y 2015 por las misiones Landsat de la NASA y el instrumento Modis, así como los datos recopilados en el terreno.

Descubrieron que las tierras bien delimitadas que se utilizan principalmente para la agricultura eran hasta 10°C más cálidas que los bosques. Las plantaciones maduras de aceite de palma eran aproximadamente 0,8ºC más cálidas que los bosques, mientras que las plantaciones jóvenes de aceite de palma eran 6ºC más cálidas.

"El fuerte efecto de calentamiento que mostramos para la provincia de Jambi puede servir como una indicación de los cambios futuros en la temperatura de la superficie terrestre para otras regiones de Indonesia que experimentarán transformaciones de la tierra hacia las plantaciones de palma aceitera", escriben los científicos en el estudio.

El Gobierno de Indonesia planea expandir sustancialmente la producción de aceite de palma del país a medida que la demanda de este producto aumenta en todo el mundo.

Los investigadores señalan que el calentamiento observado puede afectar los ecosistemas, reducir la cantidad de agua disponible en la región durante la estación seca y hacer que el área sea más vulnerable a los incendios forestales. "Creemos que los desarrollos actuales del uso de la tierra en Indonesia deben evaluar cuidadosamente todos los aspectos de las consecuencias ambientales y socioeconómicas. Se debe considerar la temperatura de la superficie terrestre y el microclima”, concluyen.

Fuente: Siglo XXI


¡Comente este artículo!

| 1999-2018 Biodiversidad